Basta ya de ir a reuniones donde el único afán de sus protagonistas es añadir cuantas más palabras en inglés mejor, seguramente para tapar carencias comunicativas, o peor aún, dárselas de “profesional” e intentar aparentar más que su interlocutor. Y ya no hablemos de los que añaden siglas en sus presentaciones o en su vocabulario ¿en serio creen que decir ROI tiene muchas más ventajas que decir “retorno de la inversión”?  ¿Cuál es la ventaja?

FYI, en el meeting de esta mañana con mis partners hemos mirado las performances y los reporting y preparado unas slides con las top priorities para este año, ASAP les mando los budgets y el forcast de ventas para recibir vuestro feedback

Tenemos diccionarios magníficos de cada idioma e incluso sinónimos que pueden hacer las delicias de nuestros interlocutores. Si queremos dejar con la boca abierta a los asistentes de una reunión hagámoslo con vocablos propios de nuestra lengua o de la lengua de las personas que nos están escuchando o leyendo.

El único propósito de una comunicación efectiva es que los participantes de la misma entiendan el significado de cada palabra que se diga.

Aprender idiomas y conocer a fondo el nuestro propio es fundamental para dejar que las reuniones fluyan en la lengua del hablante, entender las expresiones propias de un idioma enriquece el discurso. Pero para ello, nosotros como dueños de nuestro discurso debemos asegurarnos que cada palabra que digamos sea entendida por las personas que nos miran atentamente. Si no nos entienden, no es comunicación. Si no nos entienden solamente lograremos un ligero movimiento afirmativo con la cabeza de una persona sentada delante nuestro que solo piensa en cuándo podrá escuchar tu silencio.

Peor aún: ¡las presentaciones a clientes! Grave falta de respeto sentarse delante de un cliente e intentar confundirle con siglas y palabros extranjeros. Al cliente se le respeta y debemos ser más comunicativos que nunca, explicarle cada concepto sin pasar por alto ninguna sigla y ninguna palabra.

Si pretendes que te contraten por intentar hacer que no te entiendan…¿ves dónde está el fallo de concepto en esta frase?

¿En serio que tanto cuesta decir “lo antes posible” en vez de “ASAP”? ¿”Presupuestos” en vez de “budgets”? ¿”Estudios de mercado” en vez de “Market Research”? ¿Con que cara quieres que te mire después de escribirme en un correo electrónico “FYI”?

Habla en el idioma que quieras, pero solamente tú eres responsable de hacerte entender.

 Para vuestra información, en la reunión de esta mañana con mis socios hemos mirado las cifras y los informes y preparado unas diapositivas con las principales prioridades para este año. Lo antes posible, les mando los presupuestos y la previsión de ventas para recibir vuestra opinión.