“Nombramos esta generación desconocida, la generación X, y ni siquiera en nuestra primera aproximación nos dimos cuenta que teníamos algo tan grande capaz de enfrentar a nuestros bolsillos y talentos”, Robert Capa creador del término Generación X y atribuído a las personas nacidas en los años 60 hasta principios de los 80.

Posteriormente se les ha nombrado Generación Perdida, Generación de la apatía, Generación “peter pan”, Generación H, Generación Nocilla, Generación AfterPop o Generación Tapón.

Jóvenes rebeldes y preparados, con idiomas e ilusiones de futuro frustradas por los bajos sueldos, la abundancia de jóvenes con título y el momento social que se vive en el momento post estudiantil. Acuñando de esta forma un término conocido en la época “JASP” (Jóvenes, Aunque Sobradamente Preparados).

En sus primeros pasos laborales se encuentran con el “mileurismo” que les obliga a compartir piso si quieren independizarse de sus padres, les imposibilita comprarse un coche y menos pensar en tener hijos.

Mileuristas trabajando en empresas donde el jefe está menos preparado que ellos y menos adaptado a las tecnologías que empiezan a surgir en ese momento. Se empiezan a notar aires de cambio en la forma de trabajar, las herramientas se empiezan a conectar a internet y para comunicarse se puede hacer servir internet. Muchos cambios impensables que cuesta asumir por los más “adultos” de la época. Esta incomprensión a la revolución que se avecina hace que sean una generación poco comprendida por sus jefes y les provoca dificultades para escalar en el organigrama empresarial, conseguir mejores sueldos y poder tener una vida 100% independiente de familiares y amigos.

Empiezan a romper con lo establecido, dejan la religión de banda, son inconformistas de serie, se empieza a perder el sobrerrespeto a los padres y profesores y se habla abiertamente de las relaciones sexuales prematrimoniales.

Quieren romper con la generación pasada y probar cosas nuevas, vivir la vida a su manera. Se mezcla lo antiguo con lo nuevo y transgresor. Musicalmente han crecido entre los que preferían el rnb clásico, la música disco y el pop y aquellos que prefieren ser transgresores y modernos con el hard rock, punk y grunge.

musica x

Los videojuegos fueron la escusa perfecta para que los más jóvenes entraran en la tecnología. Se iniciaron con las videoconsolas de 8 bits y la primera consola portátil como la NES, Game & Watch, Sega Master sistem o Atari 2600, con videojuegos como Pac-Man, Frogger, Asteriods, Breakout o el Space Invaders.

Estamos delante de la primera generación con ganas de tener un aprendizaje continuado y nos podemos encontrar con los primeros abuelos que sigan aprendiendo y formándose. La generación X fueron los primeros en entrar masivamente en la universidad y serán los primeros abuelos con ganas de estar a la última.

También son una generación endeudada, se rompe la masiva creencia de tener aquello que puedes pagar y se empieza a confiar en los bancos.

En mi opinión falta un nombre para aquellos nacidos en esta época: La Generación Sandwich. Un segmento de población que ha vivido lo más tradicional y ha crecido viendo como la tecnología lo cambiaba todo. Quien no se ha espabilado se ha quedado atrás, muchos reniegan de las nuevas formas de comunicación apelando a la pérdida de contacto entre personas. Aprenden rápido y se suben al carro de la modernidad con suma facilidad cuando encuentran el sentido a las cosas. Les gusta que les expliquen el porqué y requieren de atención “personalizada” para sentirse especiales y ser convencidos.

Sandwich