Los Diez mandamientos, son un conjunto de principios éticos que juegan un papel importante en el mundo de las relaciones personales 2.0. Incluyen instrucciones como adorar a tus recursos propios y favorecer los prinicipios básicos de las redes sociales; como también prohibiciones en contra de las prácticas fuera de la ética terrenal o la no contribución a la comunidad. Diferentes grupos de usuarios siguen diferentes tradiciones en cuanto a la manera de interpretarlos y enumerarlos. Os dejamos con los 10 mandamientos que deberemos seguir:

 

–          Amarás a tu web por encima de todas las redes sociales

 

Tu principal fuente de comunicación 2.0 debe ser siempre la propia web. Todos los datos que tenemos en las redes sociales son propiedad de las empresas creadoras de las mismas, estamos a su merced y a los miles de usuarios que deciden si está (o no) de moda.

 

–          No tomarás ninguna mención en vano

El sentido principal de cualquier red social es la relación bidireccional entre usuarios, nosotros como marca, empresa o persona física debemos potenciarlo. Si recibimos una mención debemos contestarla.

 

–         Santificarás tu marca

Debemos llenar de contenido nuestro TimeLine o muro sin olvidar que cada mensaje debe tener un sentido comercial. El porcentaje de contenido Vs publicidad debe ser del 80% Vs 20%, intentando que el contenido tenga un punto de publicidad y que la publicidad se vea como contenido por nuestros lectores. En definitiva, debemos ser interesantes para aquellos que nos leen.

 

–         Honrarás tanto el mundo offline como el online

El mundo offline y el online son un binomio que se complementan y debe vigilarse continuamente. La retroalimentación de estos dos mundos debe ser continua y fluida, la función de todos los departamentos de la empresa es fomentar acciones teniendo en cuenta estos dos lados de la misma moneda.

 

–          No matarás al contenido

El contenido es esencial para fidelizar a nuestros lectores y convertirlos en fans de la marca. Ni el SEO ni las ganas de promocionarnos pueden sobreponerse al contenido, este debe de ser de calidad, bien escrito y pensado para aquellos que nos leen.

 

–          Te relacionarás

Utiliza todas las opciones que te ofrece cada red social: Menciones, etiquetar, RT, pintear, #, etc. Sigue a las personas que te puedan aportar conocimientos y cuida a tus seguidores. La grandeza radica en la relación humana trasladada al mundo de las relaciones online.

 

–          No cometerás actos impuros online que no hicieras offline

La ética personal y profesional de toda la vida debe trasladarse al mundo virtual. Bajo ningún concepto podemos traspasar líneas morales que en tu vida cotidiana no lo harías.

 

–          No robarás contenido

Crea tu propio contenido y no caigas en la tentación de copiar de otros; y si lo haces menciona la fuente.

 

–          No dirás falsos testimonios ni dirás mentiras

“Se pilla antes a un mentiroso que a un cojo” y en el mundo online aún se tarda menos. Nuestro amigo Google es el enemigo número 1 para todas aquellos usuarios que decidan mentir o engañarnos.

 

–          No consentirás pensamientos tramposos

Evita los pensamientos que te empujen a realizar actos impropios de una empresa socialmente responsable 2.0. No compres followers, gánatelos. No intentes hacer trampas porque no vale la pena, gasta esos recursos en mejorar tu producto y comunicación.

 

–          No codiciarás los perfiles ajenos

Actualiza tu contenido web frecuentemente e intenta hacer de tu perfil un punto de referencia en tu sector. Estas son las claves para no mirar al prójimo con celos.

 

moises y las tablas